Como ya os dije hace quince días, continuaría el artículo sobre creación de personajes. Así que, si lo leísteis, podéis continuar, y si no, os emplazo a la lectura de la primera parte para aprovechar al máximo esta segunda (que no última).

Después de explicaros el concepto de alineamiento como herramienta para aplicarlo a la creación de personajes, me gustaría realizar un par de ejemplos para mostraros como, partiendo de un mismo alineamiento, y dando diferentes respuestas a las mismas preguntas, generar diversos personajes. Para formular las preguntas adecuadas vamos a considerar, en esta ocasión, tres puntos desde los cuales partir: antecedentes, motivaciones y rol activo/pasivo.

Atención. Posiblemente el orden a la hora de crear un personaje no tenga por qué ser este, de hecho, soy de los que piensa que no debe ser exactamente siempre el mismo, puesto que, si tenemos en mente crear un personaje realmente tridimensional y creíble, habrá muchos factores a tener en cuenta; la forma de llegar a él será tan diversa como el creador y el momento de creación. Pero como el saber no ocupa lugar, y todo ejemplo sirve como mínimo para ayudarnos a ponernos en marcha, allá vamos.

images

Antecedentes

Los antecedentes de un personaje son fundamentales para entender cómo es. Estos tendrán más peso en la configuración actual de nuestro personaje dependiendo de varios factores interrelacionados: edad del personaje, cantidad de vivencias sustanciales vividas, e intensidad de las mismas; aunque no son necesariamente proporcionales. No hay ecuaciones perfectas. Evidentemente no tendrá la misma trascendencia el pasado en la vida de un jubilado alicantino de ochenta años que vio morir a su familia en una riada tras denunciar varias veces la inactividad del gobierno ante las crecidas anuales del rio, que en la de una joven onubense de quince años que apenas ha salido de su pequeño pueblo y cuyos días han transcurrido en una rutina asfixiante. Pero, como suelo insistir, no deis valor de certeza absoluta a nada. Todo depende de cómo queramos enfocar el personaje y respondamos a las preguntas que susciten estos puntos (o todos los que queráis añadir). A priori, el pasado debería de tener mucho más peso en la configuración del presente del primer personaje, ¿no?; no necesariamente. Quizá nuestro primer personaje haya sido capaz de cerrar sus heridas y una última historia de amor le haya transmitido la paz suficiente como para superar su pasado (por supuesto, esto no implicaría que sus experiencias no lo hayan modelado, pero sí viene a hacernos ver que no necesariamente debe haber una proporcionalidad matemática en todo esto). También puede que, precisamente, la falta de experiencias de nuestra segunda personaje repercutan mucho más en su presente, en forma de unas ansias locas de vivir la vida y ello le precipite a una vorágine de malas decisiones, o buenas, ¿quién sabe? En todo caso, deberíamos saber de dónde vienen nuestros personajes para que tenga sentido hacia donde van.

vlcsnap-2014-03-09-17h21m23s165

¿Un viajecito al pasado?

Motivaciones

Si los antecedentes de un personaje marcan de donde viene. Las motivaciones, objetivos y deseos de los mismos terminarán por delimitarnos, hasta cierto punto, hacia donde van, o, al menos, hacia donde quieren ir. Un personaje puede tener un maravilloso trasfondo, ser tremendamente original, divertido, etc… Pero si se contenta con no hacer nada, si no responde a estímulos externos, si los conflictos que planteamos en la historia no le hacen reaccionar, si no chocan contra sus intereses, tendremos un personaje que nos abocará al aburrimiento. Todos los personajes buscan algo en mayor o menor medida, todos los personajes se ven involucrados en el desarrollo de una historia de manera que deben tomar decisiones, aunque sea por omisión. Si no es así, estamos haciéndolo muy mal. Así pues, deberíamos plantearnos cuales son los objetivos de nuestros personajes y hasta qué punto están dispuestos a sacrificarse por ellos. Por supuesto, esto no quiere decir que los deseos de nuestros personajes deban ser de corte épico, sumamente complejos, o inalcanzables. Se pueden contar grandísimas historias en torno a pequeñas búsquedas, deseos de responder a preguntas personales, curiosidades etc… Pero es importante que contemos con ese motor para hacer volar a nuestro personaje por las hojas de un libro. Podría ser algo tan llamativo y poderoso como el objetivo de Jake Epping en “22/11/63” de Stephen King: volver atrás en el tiempo para salvar la vida de J.F.K.; o algo menos trascendente: como el deseo de Guibrando Viñol de encontrar a la dueña de un pendrive (o CD, no recuerdo exactamente) que se encontró en un tren en el transcurso de “El lector del tren de las 6.27” de Jean-Paul Didierlaurent.

conv

Todos queremos algo

Rol activo/pasivo

El tercer factor tras el “¿desde dónde?” y el “¿hacia dónde?” es el “¿cómo?” ¿Cómo es nuestro personaje a la hora de afrontar una disyuntiva? ¿Cuán rápido se implica? ¿Es frontal a la hora de afrontar una toma de decisiones, o es de los que espera a verlas venir? La forma en la que un personaje afronta las situaciones que se van dando en una historia vienen marcadas por cómo es y marcarán cómo evolucionará, tanto él como la historia en cuestión. También este factor es relativo, nadie es 100% activo o pasivo (no malpenséis); pero sí que hay una tendencia, tendencia que debemos decidir para nuestro personaje y que no es inmutable, pero que, de evolucionar, si debería tener una evolución coherente. Seguramente en los antecedentes de nuestros personajes encontraremos razones de peso para que su forma de actuar sea más activa o pasiva; y si no, los modificaremos en pos de un mejor personaje. No olvidéis nunca que sois vosotros los que creáis a vuestros personajes, pero eso sí, mantened cierta coherencia.     

boredom

Yo paso, no sé tú…

Una vez explicado esto, vamos con los ejemplos. Retomemos nuestro personaje aún en pañales de hace dos semanas. Por ahora tenemos poco: Marcos, estudiante de matemáticas y repartidor de comida china.

alignment_d6small

Adjudiquémosle dos alineamientos diferentes

 



Ejemplo 1

Marcos

Estudiante de matemáticas

Repartidor de comida china

Alineamiento: Legal malvado.


Ejemplo 2

Marcos

Estudiante de matemáticas

Repartidor de comida china

Alineamiento: Neutral puro.


Vamos con el primero. Haremos las preguntas en función de: antecedentes, motivaciones y rol activo/pasivo

Ejemplo 1

Marcos

Estudiante de matemáticas

Repartidor de comida china

Alineamiento: Legal malvado.

repartidor-2

El repartidor “marvao”

¿Por qué estudia Marcos matemáticas? / Antecedentes y motivaciones

Marcos tiene una gran capacidad para las matemáticas. Se siente muy cómodo con todo aquello que tiene unas normas y se debe a una lógica, parámetros, patrones etc… Le fascinan sobre todo las matemáticas abstractas; disfruta destripando problemas y llegando a comprender el funcionamiento de todo. También es especialmente bueno con las máquinas. Por norma general está más a gusto con máquinas que con otras personas. Por otra parte, pretende acabar trabajando como gestor de inversión o investigador de mercado.

¿Por qué trabaja Marcos como repartidor de comida china? / Antecedentes y motivaciones

La familia de Marcos es pobre, odiosamente pobre, cosa que Marcos no perdona a su padre al que considera un perdedor; ya que en el pasado pudo solventar los problemas económicos de la familia haciéndose el sueco en un juicio de responsabilidad civil; su padre decidió cargar con la culpa y no solo tuvo que pagar una importante suma, sino que también perdió el cargo que ostentaba en su empresa por tener relación directa con el asunto en cuestión, desde entonces ha dado tumbos y no ha logrado encontrar un trabajo que devuelva a la unidad familiar a su nivel de vida anterior. Marcos respeta algo más a su madre, ya que la considera una persona sin opciones debido a su falta de estudios, no obstante valora su determinación y su capacidad para amar la lectura, el arte y todo aquello que de una manera formal no le han transmitido. A su padre también achaca cierta indolencia y conformismo con su situación actual. Por todo esto, para pagarse sus estudios y poder medrar coge el trabajo que sea necesario (y la situación es mala), así que lleva unos meses como repartidor. Marcos es bien parecido, y podría haber optado por un trabajo nocturno mejor remunerado, pero prefiere mantener sus hábitos diurnos y su rutina de estudio para asegurarse las mejores notas posibles y conseguir estar pronto tan arriba como desea.

¿Qué opinión tenía Marcos de su padre antes del juicio? / Antecedentes

Lo consideraba débil. Marcos siempre ha sido un chico introvertido, pero no por ello ajeno a lo que le rodea. Su capacidad para socializar es pobre en ocasiones; pero por falta de empatía e interés. No obstante, es bueno observando e interpretando como se relacionan los demás; y siempre ha considerado que su padre ha sido demasiado fácil de convencer de cualquier cosa adulándole. Además, Marcos considera que cada uno tiene lo que merece. De pequeño fue uno de esos niños que no se mete en problemas, pero que sabe evaluarlos y sacar de ellos tajada a ser posible. Si no se imponía en la jungla del colegio concertado en el que estudió por métodos físicos era porque siempre fue de constitución delgada y poco dado a la confrontación directa; aun así, entiende que hay cierta justicia en que el más fuerte se haga escuchar con sus puños sino lo consigue con palabras.

¿Cuál sería su reacción ante la situación planteada en el primer artículo? ¿Se intentaría aprovechar de la situación? / Rol activo/pasivo

Marcos no tiene interés, en principio, en formar parte de nada que le mantenga apartado de su objetivo principal. No obstante, no dejaría pasar la posibilidad de inmiscuirse en un asunto que pudiera reportarle unos beneficios más que necesarios para seguir estudiando, máxime si ello conllevara una reducción de su jornada laboral y, por lo tanto, la posibilidad de poder dedicar más tiempo a perseguir lo que desea.

¿Podríamos decir por tanto que Marcos es un personaje activo o pasivo?  / Rol activo/pasivo

Aunque en el ejemplo anterior pudiera parecerlo, nada más lejos de la realidad. La omisión de Marcos solo se debería a puro interés. Es más, por sus antecedentes parece bastante claro que podría haber optado por un rol activo, ya que ha observado, tanto en su vida familiar como escolar, que quien consigue lo que desea es quien toma las riendas de su destino. No debemos confundir un rasgo de personalidad, como ser taimado, observador o reflexivo, a una falta de determinación.


Parece que ya se va definiendo algo más uno de nuestros repartidores de comida china. Pasemos al segundo ejemplo.

Ejemplo 2

Marcos

Estudiante de matemáticas

Repartidor de comida china

Alineamiento: Neutral puro.

p1070597

A mí no me estreses

¿Por qué estudia Marcos matemáticas? / Antecedentes y motivaciones

Había que estudiar algo y se le da bien. Le entretiene, le relaja y le hace olvidar sus miserias. Instalado en el seno de una familia de clase media, Marcos siempre ha escuchado que hay que estudiar una carrera y, sin estar seguro de qué hacer con su vida, le pareció que sería buena idea estudiar algo que al menos no le supusiera una tortura. Por otra parte, aunque siempre ha considerado que sus padres le han asfixiado un poco con el asunto académico y le han sobreprotegido en general (lo cual siente que no le ha hecho mucho bien), se siente un poco en deuda con ellos, y sabe que para ellos es motivo de alegría y orgullo el que siga estudiando.

¿Por qué trabaja Marcos como repartidor de comida china? / Antecedentes y motivaciones

De hecho, no solo trabaja como repartidor, los fines de semana trabaja como camarero. Entre ambos sueldos consigue vivir fuera de casa, compartiendo piso con un par de compañeros más. Su madre, que interpreta bien las indirectas y evasivas de su hijo, llegó a comprender en parte lo que le ocurría y le ofreció un pacto: sacarse la carrera mientras estudiaba fuera del seno familiar, a cambio le cubrirían los gastos extra que él no pudiera ganarse con su trabajo. Desde entonces Marcos se está conociendo un poco más a sí mismo y disfrutando de una vida independiente que desconocía.

¿Cómo fue su vida de pequeño? / Antecedentes

Marcos tenía planeado cada momento del día. Las tardes se dividían en las horas dedicadas al estudio y las tareas y en una suerte de actividades que iban desde el kung fu hasta la mecanografía. Excepto los fines de semana, que solía pasarlos en un pequeño pueblo de Madrid. Era uno de esos pueblos destinados a desaparecer, en los que apenas hay niños. Allí se dedicaba a observar a los animales y a disfrutar del aire libre. En ocasiones deseaba perderse por el bosque, pero le agobiaba la idea de preocupar a sus padres, de ser el centro de atención, de no poder volver los fines de semana a aquel sitio.

¿Cuál sería su reacción ante la situación planteada en el primer artículo?  / Rol activo/pasivo

Marcos no tiene más interés en el restaurante chino que mantener su puesto de trabajo. Se haría el loco y, de observar cosas más raras, usaría cualquier excusa para desmarcarse del lugar. Si consiguiera antes otro trabajo, mucho mejor.

¿Podríamos decir por tanto que marcos es un personaje activo o pasivo?  / Rol activo/pasivo

Creció viendo como elegían una vida para él. Incluso la elección de salir de casa ha sido en parte por su madre. A todas luces, Marcos es un personaje pasivo. Quizá en busca de una nueva vida, una en la que él sea capaz de tomar las riendas y resolver que desea y quiere. Pero está bastante claro que, por el momento, es un personaje pasivo.


Pero… ¿Y si diéramos respuestas diferentes manteniendo una coherencia con el alineamiento propuesto? Observemos esta variante.

Ejemplo 1.b

Marcos

Estudiante de matemáticas

Repartidor de comida china

Alineamiento: Legal malvado.

nino-rico-traje-lanza-dinero

Soy un “shungo”

¿Por qué estudia Marcos matemáticas? / Antecedentes y motivaciones

Marcos es el hijo menor de un empresario inglés casado con una malagueña. Lleva casi desde pequeño viviendo en Marbella. Papá es un tipo peligroso que conoce muy bien cómo conseguir concesiones por parte de los ayuntamientos españoles. Los dos hijos mayores resultaron ser más independientes que Marcos. El mayor vive en Inglaterra, desmarcado de la vida de su familia, y el mediano trabaja con papá, pero es un jodido vividor al que no ha logrado meter en cintura, aun así lleva parte del negocio familiar. Seamus, que sabe que su hijo menor es un chico inteligente y capacitado, ha querido hacer de él su lugarteniente y quiere que termine llevando las finanzas de la empresa. Marcos, que valora la comodidad y la protección de su padre, se deja hacer y transige.

¿Por qué trabaja marcos como repartidor de comida china? /Antecedentes y motivaciones

Seamus ha perdido el control de dos de sus hijos: uno por no querer entrar en sus negocios sucios, y el otro por ser un cabeza loca y un vividor. De ninguna de las formas pretende perder a su tercer y último hijo. Aunque le dispensa todo el dinero y comodidades que necesita, le obliga a trabajar para alguien “inferior” para que no se desvíe y entienda y asimile los niveles de jerarquía.

¿Qué relación tenía y tiene Marcos con sus hermanos? / Antecedentes

Marcos tiene una relación muy diferente con sus dos hermanos. Considera a su hermano mayor, Sean, un santurrón y un imbécil por desperdiciar las oportunidades que le da papá, aunque en el fondo lo admira por su determinación, algo que nunca admitirá. Con Benicio su relación es diferente, tiene lo que entiende que le falta a Sean, pero lo considera estúpido en todas sus otras facetas: derrochador, torpe, lento. Pero papá dice que los Bennett deben estar juntos, y supone que lleva razón.

¿Cuál sería su reacción ante la situación planteada en el primer artículo? ¿Se intentaría aprovechar de la situación? / Rol activo/pasivo

Marcos intuye que el restaurante es una tapadera de papá; a fin de cuentas no sabe absolutamente todos los entresijos de los negocios de su padre, y lo entiende. Así que los asuntos del restaurante son asuntos de papá, y Marcos no daría un paso así sin consultarle antes a él. En el caso de que el supuesto dueño estuviera haciendo algo a espaldas de papá, obraría igual. Primero informaría a papá. Y si el puto chino estuviera haciendo algo que papá desconoce lo acabaría pagando, cosa que no le disgustaría, ya que no le gusta que le dé ordenes un don nadie.

¿Podríamos decir por tanto que Marcos es un personaje activo o pasivo? / Rol activo/pasivo

Marcos es un personaje pasivo. Obedece a su padre a pies juntillas y es, en ocasiones, casi una extensión de él. No se limpia el culo sin pedirle permiso y, de hecho, se siente muy a gusto viviendo de esa forma, sin tener que tomar decisiones. Aun así, envidia a su hermano mayor por su capacidad para manejar su propia vida.


Como veis, el árbol puede ir ramificándose de formas muy diferentes, hasta lograr formar uno único y diferente. ¿Creéis que podría hacerse un segundo ejemplo con el Marcos neutral puro? ¿Por qué no lo intentáis? Sería un buen ejercicio.

spiral-tree

A continuación os dejo con el vídeo. ¡Hasta dentro de quince días!